espejo

3 \03\UTC septiembre \03\UTC 2009

No reconocí al hombre que tenía frente al espejo, no recordaba cuánto tiempo hacía que no me miraba en uno, debían haber pasado algunos meses. Tras del pelo y la barba, asomaban mis ojos, brillantes ahora por la adrenalina. Tenía que reconocerle que su método era perfecto, había perdido, por lo menos, cuarenta kilos, solamente con una dieta estricta y el ejercicio que Ella consideraba el mínimo para un hombre como yo. Reparé en que el charco de sangre que salía de su cabeza mojaba ya mis pies y decidí que era hora de liberar a los otros.

http://www.flickr.com/photos/pollobarba/ / CC BY-NC-ND 2.0


Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: